Pensar los vínculos sociales en Iberoamérica.
Lenguajes, experiencias y temporalidades (siglos XVI-XXI)
1-4 sept. 2020 Paris (Francia)

Resumen Simposios > Pensar el “Mundo”: Reflexión y representación globales del siglo XV al siglo XXI

Pensar el “Mundo”: Reflexión y representación globales del siglo XV al siglo XXI.

Coordinadores: 

Stefan Rinke, Universidad Libre de Berlín, Alemania.

Carlos Riojas, Universidad de Guadalajara, México.

 El “Mundo” ha devenido un concepto clave en los primeros lustros del siglo XXI, su importancia conceptual se hace notoria en la construcción de diversos vínculos y, a su vez, rupturas sociales que se han manifestado a través del tiempo, donde destacan, por ejemplo, las estrategias de planificación económica que pretenden coordinar múltiples acciones sociales para perseguir un objetivo en común, o en su defecto, los conflictos políticos y sociales que en la mayoría de los casos terminan con la ruptura de los antiguos vínculos para ser renovados por un nuevo pacto social. Aparentemente, el “Mundo” es una referencia evidente por sí misma, incluso, puede ser entendido como sinónimo de unidad o vinculación social; sin embargo, también es factible concebirlo desde la diversidad cultural o las múltiples prácticas científicas gracias una proliferación de términos y representaciones que tratan de vincularse por caminos múltiples con lo “mundial”. No obstante a ello, resulta hasta cierto punto sorprendente la aceptación de la definición del concepto “Mundo”, sin un cuestionamiento de las variadas acepciones que puede adquirir, así como, la pluralidad de vínculos sociales que ello conlleva. El surgimiento de este concepto refleja explícitamente su historia, donde el origen del vocablo puede ser problematizado en función de múltiples contextos históricos en correspondencia con diferentes lenguajes de representación del mismo. El “Mundo” no existe como un espacio de referencia externo o ajeno a la humanidad, es el resultado de complejos procesos socio-culturales e históricos, donde el caso de América Latina resulta crucial porque es visto como una renovación del concepto mismo o una novedad conceptual en este sentido: El Nuevo Mundo. Su configuración se sustenta en las experiencias de los seres humanos, en sus conocimientos, en las ideas y los conceptos derivados de dichas reflexiones, que en conjunto engloban una variedad de vínculos sociales que trascienden sus espacios de origen. El objetivo de nuestro simposio gira en torno a los entendimientos (imaginarios) que se pueden desprender de este concepto, es decir, del “Mundo” como un centro de reflexión, representación y vinculación por sí mismo desde el siglo XV hasta el siglo XXI, desde una óptica que incluya a América Latina como uno de los actores clave en la construcción de aquello que denominamos “mundial”.

Personas conectadas : 1